Musulmanes salvan a judíos en tiempos de los nazis – II


 

Cine homenaje a los musulmanes que salvaron a judíos de los nazis

Les Hommes Libres (Hombres Libres)

 

clip_image002[3]

La película cuenta la historia de cómo el rector de la Gran Mezquita de París protegió algunos judíos de los nazis y les dio identidades ficticias como musulmanes. Les Hommes Libres (Hombres Libres) es una historia de valor que no se encuentra en los libros de texto franceses. Según la historia Kaddour Benghabrit, el fundador y rector de la Gran Mezquita de París, dio la condición de refugiado y los certificados de la identidad musulmana a un pequeño número de judíos que les permitía evadir el arresto y la deportación.

Los judíos hablaban árabe y comparte muchas de las mismas tradiciones y hábitos cotidianos de los árabes. Ni los musulmanes ni los judíos comen carne de cerdo. Tanto los hombres como musulmanes y judíos fueron circuncidados. Nombres musulmanes y judíos fueron a menudo similares.

La mezquita, es una inmensa superficie de baldosas, paredes del tamaño de una manzana de la ciudad en la margen izquierda, sirvió como un lugar para orar, sin duda, pero también como un oasis de tranquilidad donde los visitantes fueron alimentados y vestidos y podía bañarse, donde se podía hablar libre y descansar en el jardín. “Esta película es un evento”, dijo Benjamin Stora, eminente historiador de Francia en el norte de África y un consultor de la película. Pero no ha sido ampliamente conocido que los musulmanes ayudaron a judíos, todavía hay historias que contar, y a escribir.

La película, dirigida por Ismael Ferroukhi, se describe como una ficción inspirada en hechos reales y en torno a las historias de dos personajes reales (junto con un traficante del mercado negro de confeccionados). El veterano actor francés Michael Lonsdale es Benghabrit, un líder religioso de origen argelino y un inteligente político que dio tours en la mezquita a los oficiales alemanes y a sus mujeres, así como al parecer la utilizó para ayudar a judíos.

Testimonios y realidades

Lo cierto es que son muchos los casos de musulmanes que decidieron arriesgar sus propias vidas para salvar a judíos de la amenaza nazi. Sin embargo, ninguno de sus nombres está inscrito en la extensa lista de los «Justos entre las naciones» que tine el Museo del Holocausto de Jerusalén, es que durante años tanto hebreos como árabes han preferido ocultar estos gestos de unión entre las dos religiones, hoy tan enfrentadas en el conflicto árabe-israelí. Este silencio ha sido roto ahora por «Among the Righteous», un libro de Robert Satloff, historiador de origen judío y director ejecutivo de «El Instituto Washington para la Política de Oriente Próximo».

«Estos nobles individuos musulmanes abrieron las puertas de sus hogares a judíos, protegieron sus bienes para impedir que fueran incautados por alemanes, compartieron con ellos su comida y previnieron a los líderes de la comunidad judía sobre posibles apariciones de los guardias de las SS», explica Satloff en un artículo publicado en el instituto que él mismo dirige. Sin embargo, la mayor parte de estas acciones no se desarrollaron en el Viejo Continente, ya que tan larga era la sombra de la «Solución Final» de los nazis que llegó a sobrepasar incluso las fronteras europeas.

Los judíos que habitaban en países árabes como Libia, Marruecos, Túnez, Egipto y Palestina tenían prohibido por los nazis recibir educación y desplazarse libremente, eran cruelmente torturados, estaban obligados a realizar trabajos forzados y muchos fueron deportados e incluso ejecutados. De hecho, cientos de judíos murieron en las decenas de campos de trabajo situados en el desierto. Satloff se ha trasladado a Marruecos para hacer su investigación, desde donde ha podido conocer los casos de estos héroes árabes gracias a las familias de los judíos a los que salvaron.

Una de las historias que Satloff revela en su libro es el de un granjero árabe llamado Si Ali Sakkat que logró esconder a sesenta judíos que habían escapado de un campo de concentración nazi. Les dio refugio en su propia casa hasta que las tropas aliadas los liberaron. Todavía mayor fue el número de judíos a los que ayudó el árabe más influyente de Europa, Si Kaddour Benghabrit, el imán de la Gran Mezquita de París. Gracias a él, se salvaron «cien judíos mediante una inteligente estrategia: bajo sus órdenes, el personal de la mezquita entregó a estos judíos documentos que certificaban identidad musulmana. Así se salvaron del arresto y la deportación, explica el historiador.

Héroes y protectores

Otro héroe silenciado fue Si Khaled Abdelwahhab, un musulmán que acogió en su casa de campo de Mahdia (Tunisia) a varias familias para proteger a las mujeres de un oficial alemán con reputación de violador.

Son muchas las historias de estos héroes musulmanes, aunque, como explica Robert Satloff, lo cierto es que la mayoría de los musulmanes prefirieron mantenerse al margen.

Artículos de la serie:

Musulmanessalvan a judíos en tiempos de los nazis I

Musulmanes salvan a judíos en tiempos de los nazis III

Anuncios

, ,

  1. Musulmanes salvan a judíos en tiempos de los nazis III «
  2. Musulmanes salvan a judíos en tiempos de los nazis – I «

Bienvenidos / Welcome / Bienvenue / اهلاً و سهلاً بكم

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: