Balfour, Inglaterra y el genocidio palestino


clip_image002clip_image004

Balfour, Inglaterra y el genocidio palestino

Por: Jalil Sadaka

2 de noviembre 2013

clip_image006

 

clip_image008clip_image010


El 2 de noviembre 1917, hace 96 años el ministro del Foreign Office Lord Arthur Jemes Balfour, hizo púbico su famosa promesa al entonces líder judío Lord Rothschild, consistente en la creación de un “hogar nacional judío” en Palestina. Esta perversa promesa fue el principio de la mayor injusticia cometida contra un pueblo, el palestino. Puesto que Inglaterra no era dueña de palestina, y el porcentaje de judíos en Palestina no alcanzaba el 5% de la población autóctona.

Dos meses después de aquella célebre y infame promesa, Inglaterra envió sus ejércitos para ocupar palestina, completando la ocupación en septiembre 1918,. Desde aquel momento comenzaron los preparativos para hacer efectiva aquella promesa. Las primeras medidas tomadas por administración inglesa en Palestina, fueron para fomentar la inmigración de judíos hacia el territorio, con la llegada de judíos se tomaron otras serie de medidas para facilitar la   apropiación de las tierras por esto inmigrantes judíos, al mismo tiempo se tomaban medidas para poner a los campesinos palestinos en condiciones de vida insoportables convencerle que era imposible vivir de la tierra. A pesar de esta política, pocos campesinos vendieron sus tierras a judíos, excepto algunos latifundistas de procedencia Líbano y Siria aprovecharon los desorbitados precios para vender sus propiedades. Cabe recordar que palestina formaba parte de imperio otomano, estaba encuadrada dentro de las provincias de la Gran Siria.

Inglaterra firmó un acuerdo secreto con Francia 1916 para el reparto de los territorios árabes controlados por los otomanos, contraviniendo las promesas hechas a los árabes de entregarles a independencia crear un estado árabe unificado desde la frontera de Turquía hasta el mar Arábigo, que incluye la Gran Siria, Iraq y la Península Arábiga, excepto el sur de Yemen, todo ello a cambio de su sublevación contra los Otomanos. Los árabes cumplieron su parte del trato sin embargo Inglaterra, había acordado previamente el reparto de este vasto territorio con los franceses, lo que se conoce como el Tratado Sykes-Picot. Conforme al cual Palestina se consideró región internacional, aunque Francia aceptó posteriormente poner este territorio bajo administración inglesa.

La Promesa de Balfour fue la culminación de los teje manejes del Movimiento sionista liderado entonces por Theodor Hertzel, autor del libro “El Estado Judío”, considerado  el padre y fundador de los que se conoció posteriormente como el estado de Israel.

Entre las medidas efectivas tronadas por los ingleses en cumplimiento de  la promesa de Balfour cabe destacar la creación de la primera brigada armada formada por judíos, la expropiación  de tierras palestinas, la promulgación de una serie de leyes para facilitar su apropiación por los judíos, la creación de instituciones coloniales y la persecución de los nacionalista palestinos.

Los palestinos cada vez más consciente de lo que estaba tramando la potencia colonizadora en el nombre del mandato, comenzaron a organizar la resistencia, contra los ingleses y judíos:

Los primeros actos armadas de resistencia palestina comenzaron en 1919 mediante la Asociación al Fidayia”, que fue desmantelada por las tropos coloniales.

En 1920 se estalló lo que se puede considerar la primera intifada popular palestina la del Nabi Musa, en Jerusalén, liderada entonces por el Jeque Amin al Huseini, los ingleses respondieron imponiendo el estado de excepción, condenaron al Jeque a 10 años de presión en ausencia, condena que nunca se hizo efectiva.

Los muestras de resistencia palestina no cesaron, recordamos entre otras el levantamiento popular de Yafa 1921 contra la inmigración judía, la rebelión de al Buraq 1928, en respuesta al intento judío de convertir el “Muro del Buraq o  el muro de las lamentaciones” en un templo judío. Al año siguiente los palestinos se enfrentaron a los manifestantes judíos que se dirigían al muro de las lamentaciones, en consecuencia 116 palestinos fueron asesinados cuando las tropas inglesas que protegían a los judíos abrieron fuego contra los palestinos 

En 1935 el jeque Ez Edin al Qassan declaró una rebelión contra los ingleses y los inmigrantes judíos. Las tropas inglesas le sitiaron junto a sus compañeros en los pinares de Yaabad (cerca de Yenin),  se entabló un largo enfrentamiento que acabó con la vida de al Qassan y dos de sus compañeros  y la detención de siete palestinos, en el marco de esta misma operación contra la insurgencia.

Este rebelión fue el detonante de la huego general del 1936, considerada la más larga de la historia hasta entonces, que se convirtió en un movimiento de desobediencia civil, seguido por todos los sectores sociales, en un marco de unidad nacional auspiciada por el llamado “Comité Árabe Supremo” dirigido por el jeque Amin al Huseini que entonces presidia El Consejo Superior Islámico

Inglaterra al verse incapaz de acabar con el huelga general, recurrió una  vez más al engaño  pidió la  intermediación de los países árabes, los dignatarios de Arabia Saudí, Iraq, Yemen, y Transjordania , dirigieron un llamamiento a los palestinos para poner fin a la huelga y la desobediencia civil, basándose en los buenas intenciones  y la amistad con Inglaterra. Los palestinos respondieron positivamente a este llamamiento poniendo fin a su huelga después de seis meses.

Una vez más los británicos incumplieron sus promesas, formaron una comisión en 1937 que recomendó la creación de dos estados en Palestina, uno árabe y el otro judío. El pueblo palestino rechazó este propuesta, y estalló de nuevo la rebelión. Las autoridades inglesas respondieron con más represión, disolviendo el Comité Suprema Árabe, confinando a sus miembros a la isla de Sychelles  en el océano indico, no contentos con esta medida obligaron al Jeque Amin al Hoseini a dejar la presidencia del Consejo Islámico Supremo, y procedieron  a una campaña de detenciones masivas

La rebelión alcanzó su punto álgido en 1938, para atajar la situación los ingleses enviaron refuerzos militares, y procedieron a la reocupación de todos los territorios controlados por los palestinos, utilizando todos su podrió militar, asesinando a muchos líderes de la revuelta, que se enfrentaban al mayor imperio en aquel momento.

Paralelamente a estos acontecimientos los capitalistas judíos en Inglaterra y Estados Unidos enviaban dineros a raudales para el proyecto construcción del “hogar nacional judío”. El propio Balfour fue quien inauguró la universidad hebrea en Jerusalén en 1925. Mientras en el frente diplomático tanto Inglaterra y sus aleados se afanaban para conseguir el apoyo y los votos necesarios para que la Asamblea General de la Naciones Unidas aprobara una resolución 29 de noviembre 1947 de partición de palestina.

Este es un resumen apresurado de la negra historia del mandato británico sobre Palestina, y su papel crucial en el genocidio palestino.

clip_image012

Anuncios

, , , , ,

  1. Deja un comentario

Bienvenidos / Welcome / Bienvenue / اهلاً و سهلاً بكم

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: